parc bit IB FB

Uno de los aspectos menos conocidos de Mallorca (y también uno de los más curiosos y llamativos) es el que hace referencia al perfil empresarial de la isla. Sí, Mallorca tiene tres caras bien definidas que se entrelazan en perfecta armonía: la cara turística, la cara local (la nuestra) y un marcado perfil empresarial que se traduce en la presencia de marcas internacionales que han tomado base en nuestro territorio.

Ya sea por nuestra ubicación o por nuestro marcado carácter internacional (derivado en parte del gran número de alemanes y británicos que han elegido Mallorca como lugar de residencia), lo cierto es que la isla es una referencia internacional en diversos sectores empresariales como el turismo, la moda y los complementos, la construcción y el interiorismo y las nuevas tecnologías. ¿El resultado? Un gran parque empresarial llamado Parc Bit que ha terminado por convertirse en el particular Silicon Valley de Baleares.

Teniendo en cuenta que se trata de un espacio lleno de edificios de gran tamaño en cuyo interior trabajan miles de personas, serán muy pocos los que te recomienden su visita por eso de tratarse de empresas privadas. Ahora bien, si eres amante de las nuevas tecnologías, de los edificios vanguardistas y te apetece conocer esa otra cara de Mallorca no dejes de apostar por ello.

El Parc Bit se encuentra muy a las afueras de Palma (entre la Universidad de las Islas Baleares -la UIB- y la carretera de Valldemossa) y da cobijo a más de una centena de empresas entre las que se hallan algunas realmente punteras como la marca Habitissimo, Logitravel, Trivago o una de las centrales internacionales de Tui, el turoperador más relevante de Alemania.

Entorno natural cien por cien mallorquín

Más allá de los grandes edificios empresariales y de unos índices de productividad realmente altos, el Parc Bit es un lugar en el que la naturaleza mallorquina tiene un lugar predominante. Bosques de pino con bancos en los que sentarse a descansar o a comer un picnic, cantos de pajarillos por aquí y por allá, arroyos que se pueden cruzar por encantadores puentes de madera y el mejor telón de fondo del mundo: la Sierra de Tramuntana.

Aunque la tradición empresarial de este punto de la isla ha ido en aumento por su relevancia y por la presencia de marcas internacionales, lo cierto es que son muchos los empresarios (grandes y pequeños) que han decidido echar raíces en el Parc Bit por su fuerte unión con la naturaleza insular más pura.

Una forma de trabajar sin igual

Tanto en el título como en el comienzo de este artículo os decíamos que el Parc Bit es algo así como el Silicon Valley de Mallorca, una afirmación que va más allá de la presencia de marcas de renombre como Logitravel o Tui. Es cierto que en el Parc Bit se trabaja y mucho (y se produce más) pero es igualmente cierto que el interior de cada compañía ofrece rincones únicos que hace que los trabajadores se sientan como en casa.

De entre todas las empresas que tienen presencia en el Parc Bit, Habitissimo destaca por su concepto cien por cien americano. Una compañía con carriles para patinete en su interior, con salas de reuniones decoradas de una decena de formas (modo western o incluso con aires espaciales) y con habitaciones para hacer yoga, para descansar o incluso para echar una más que necesaria siestecita.

Otra de las marcas punteras es Trivago que con su jardín de juegos (para adultos) y una terraza llena de plantas y colorido consigue que sus trabajadores se sientan en un lugar único y encantador.

Aunque no parezca a simple vista, Mallorca (con puntos concretos como Palma, Inca o Manacor, entre otros) son auténticas referencias empresariales de corte internacional. Y es que más allá del sector turístico nuestra isla cuenta con una auténtica industria joyera, zapatera y textil que podría compararse al de relevantes capitales europeas.