30

Uno de esos patrones que se repiten en las comidas de empresa, en la cena de Navidad y Fin de Año o en la tradicional comida familiar de Año Nuevo es el brindis en grupo y a lo grande. Un brindis que en Mallorca se hace con cava de calidad o con champán. Unos caldos que se consumen fríos y que en la mayoría de ocasiones nos llega de nuestra comunidad vecina.

Partiendo del hecho de que la calidad del cava catalán es indiscutible, lo cierto es que en nuestra isla de Mallorca también hacemos cava. Y sí… está realmente bueno. Así que si has decidido pasar estas fiestas navideñas en nuestro territorio no dejes de hacerte con una botella de cava o de champán mallorquín para darle un toque de elegancia a tu comida o a tu cena.

Un sabor simplemente perfecto

Con casi cien años de historia haciendo vinos de calidad (tanto tintos como blancos) las bodegas José Luís Ferrer son las creadoras del cava mallorquín de nombre Brut Veritas. Un cava con Denominación de Origen Binissalem elaborado con uvas tan selectas como la Premsal Blanc, Moscatell y Parellada.

Perfecto para un brindis antes de una comida o cena o para tomar un postre con un extra de clase, el Brut Veritas es un caldo que frío sienta de maravilla. ¿Nuestra recomendación? Servirlo al término de la comida o de la cena y con una fresa mallorquina en su interior. Probadlo y os convertireis en los anfitriones del año.

Champán rosado y color oro

Sí, estás leyendo bien: en Mallorca no sólo hacemo champán sino que lo elaboramos en base a lo que demanda el mercado. ¿Cuál es la variante más solicitada en la actualidad? El champán rosado, una variante del champán que tiende a ser más dulce y más ligera y que pega con casi todo.

En plena fiebre por el champán con tonos rosas, las bodegas Ramanya dan forma en sus dominios a dos tipos de champán que están realmente ricos: el champán mallorquín So de Ramanya y el champán rosado Goig de Ramanya.

Con una graduación que puede llegar a alcanzar los 13 grados, el champán mallorquín So de Ramanya es un vino espumoso elaborado con nuestra uva local, la uva mantonegro. Esta variedad de uva no sólo se caracteriza por su brillo y su color oro sino que tiende a dejar un intenso sabor a fruta; unas características que lo convierten en el compañero perfecto de un buen plato de pescado, de marisco o de carne blanca.

Para los que elijan el champán rosado made in Mallorca, el rosado Goig de Ramanya, no estará de más apuntar que esta variedad de champán de finas burbujas (elaborado igualmente con uva Mantonegro) tiende a dejar un sabor a frutas del bosque y regaliz. Una opción ideal que casa a la perfección con un buen plato de arroz, uno de pasta de Navidad, un buen cochinillo o incluso con postres como la ensaimada.

Algo en lo que están de acuerdo la gran mayoría de cocineros y sumilleres internacionales es que un plato puede ser un éxito o un fracaso dependiendo del vino, del cava o del champán que se elija. Mallorca es tierra de vinos y eso es algo que en IBEROSTAR Hotels & Resorts cuidamos al milímetro. ¿El resultado? Unos hoteles con cartas de vino realmente completas y de gran calidad para que nuestros clientes disfruten como nunca de sus comidas y de sus cenas.