CAR_¿Y qué hago 10 días en Punta Cana

Sí, lo sabes, Punta Cana es un paraíso, sus playas infinitas de cocoteros  te atrapan y no te dejan salir, estás taaaan bien en tu hamaca, con un delicioso daiquiri en una mano y un trozo de mango en la otra, que cuesta mucho esfuerzo despegarse! Pero es que debes saber también que Punta Cana – la República Dominicana – es mucho más que maravillosas playas.

Abandona la plácida comodidad de tu hotel por unas horas. De verdad que vale la pena. Sal y verás haciendas de ganadería en las llanuras tropicales de la provincia de La Altagracia. Disfruta de los vibrantes colores de las casitas de las aldeas. Visita los colmados isleños y los pequeños kioscos con grandes letras que escriben “BANCA” donde los dominicanos compran la loto, sumérgete en las calles donde se suceden humildes escuelas y adéntrate en su tráfico con un mototaxi que por 50 pesos (menos de 1 euro) te llevará de un lado a otro.

Haz una excursión hasta la cueva Cayacoa, en La Altagracia, al este de la República Dominicana. En esta hermosa zona habitada por gente de personalidad afable, hospitalaria y trabajadora se fusionan el medio ambiente y una herencia cultural de cinco siglos. Cayacoa fue el primer cacique de la isla. Todos los asentamientos indígenas tenían una cueva donde el chamán practicaba sus actividades mágicos-religiosas y plasmaba todo lo que veía en su momento de trance. La Cueva Cayacoa está compuesta por siete cavernas que se unen entre sí a través de pasadizos, cortinas de bejucos colgantes, estalagmitas y estalactitas que a través de los años han ido formando cientos de extraordinarias figuras, atmósferas, sonidos y paisajes.

Si eres más de aventuras, te volverás loco en las montañas de Anamuya. Es la espesura tropical donde crece salvajemente el árbol del cacao, descubrimos la única tirolina del país que recorre 800 metros por los árboles tropicales de Punta Cana.

Y para rematar, imperdonable abandonar la República Dominicana sin conocer una de las dos joyas de la península de Samaná: el Parque Nacional de los Haitises.

Adéntrate en las maravillas que muestra el parque, con sus cuevas, cayos y manglares rodeados de una preciosa selva tropical, así como los secretos que taínos, europeos y piratas escondieron en la intrincada orografía de este recóndito lugar.

Y estas son sólo unas cuantas de las cosas que puedes hacer  – además de disfrutar de las playas de anuncio – en tu viaje a Punta Cana. Otro día te cuento más… ¡hay muchas más!

 

IBEROSTAR Hotels & Resorts cuenta con cuatro preciosos complejos en Punta Cana: el hotel IBEROSTAR Bávaro, el hotel IBEROSTAR Dominicana, el hotel IBEROSTAR Grand Hotel Bávaro y el hotel IBEROSTAR Punta Cana. Son increíbles resorts con Todo Incluido situados en las mejores playas de Punta Cana y con una oferta de ocio para todo tipo de grupos. Elija el resort que más se adapta a su tipo de vacaciones, según vaya en pareja, en familia o en grupo.”