pierna de cordero al horno con miel

Este año te proponemos una navidad diferente. Si siempre la pasas en tu casa o en casa de familiares, ¿por qué no pasarla fuera de tu ciudad? Si todos los años te vuelves loco buscando los regalos perfectos para tus familiares, ¿por qué este año en vez de regalar cosas materiales no regalas experiencias? Una cena en un restaurante de comida creativa en la que probar sabores nuevos, una sesión de spa para relajarse… Al fin y al cabo la vida es un cúmulo de experiencias y qué mejor que regalar una de ellas.

Si siempre en navidad haces el amigo invisible, ¿por qué no haces por un año el enemigo invisible? Consiste en hacer un regalo muy hortera a la persona que te haya tocado. Quien consiga hacer el regalo más estrafalario, a votación de todos los participantes, ¡gana! Es una actividad muy divertida en la que romperéis a reír seguro.

Si la navidad es de los niños, ¿por qué no les haces protagonistas de las fiestas? En vez de comprar adornos para el árbol de navidad, pide a los niños que creen ellos los adornos. Compra cartulinas, brillantina, acuarelas… y haz un árbol tremendamente original gracias a la imaginación de los más pequeños.

Y en la cena de nochebuena, ¿por qué no innovar con las recetas de siempre? Por ejemplo, la clásica pierna de cordero, cocinarla con miel. ¡Así es cómo se hace!

 

Ingredientes

- 2 piernas de cordero

- 2 patatas

- 1/2 kg de cebollitas francesas

- 1 hoja de laurel

- 1 rama de romero

- 150 ml de miel

- Aceite de oliva

- Sal y pimienta

Preparación

Lava las piernas de cordero y fríelas ligeramente en un poco de aceite. Aparte, pela las patatas y córtalas en rodajas. Pones las patatas y las cebollitas peladas en una fuente de horno y colocas encima las piernas de cordero. Salpimienta, añade el laurel, la rama de romero y riega con un poco de aceite. Introduce la fuente en el horno precalentado a 150º C. Cada diez minutos aproximadamente, rocía el cordero con la miel para que se dore y caramelice. Cocina durante 40 minutos o hasta que el cordero esté cocido pero jugoso. Sirve la pierna en un plato junto a las patatas y la cebollas. Para beber, sirve la comida con tintos de cuerpo medio.

Con esta receta y todas las ideas que te hemos dado, verás cómo es posible vivir unas navidades distintas y originales.