1.       ¿Cuánto tiempo llevas trabajando en La Plaza?

 

Empecé a trabajar hace exactamente un año. Recuerdo que, tres días después de que inauguraran el hotel, presenté mi candidatura. Esa misma noche ya estaba en el restaurante.

 

2.       ¿Qué es lo que más te gusta de tu trabajo?

 

Lo mejor es cuando veo a un cliente satisfecho. Entonces siento que vamos por buen camino. Afortunadamente, siempre podemos esforzarnos por mejorar. Es un reto fantástico poder dirigir a todo el equipo de un restaurante de gran calidad.

 

3.       ¿Cuál es tu lugar favorito del hotel?

 

El restaurante, por supuesto, sobre todo la sección “a la carta”. Siempre he preferido la alta cocina, es con lo que me siento más a gusto. Me encanta la bonita mantelería y cubertería, los botelleros climatizados para el vino tinto y los enfriadores; la enología es lo que más me atrae.

 

4.       ¿Por qué crees que a la gente le gusta La Plaza?

 

Por las novedades que ofrecemos. En Hungría, la cocina evoluciona muy rápido y la gente acoge con entusiasmo todo lo nuevo. Además, la gastronomía molecular es algo único. Siempre tiene un punto sorprendente. En nuestro restaurante, este tipo de gastronomía se basa en la tradición española, y por eso La Plaza ofrece un ambiente tan especial e interesante para nuestros comensales.

 

5.       ¿Cuál es tu plato favorito?

 

Mi plato favorito es sin duda el lomo de venado de nuestro menú. Se trata de un plato muy sofisticado. Creamos una experiencia culinaria incomparable cuando lo acompañamos con un bocado de turrón salado de foie y lo servimos con endivias braseadas y bayas de café. Los sabores se combinan a la perfección.