Reporteros de guerra y misteriosas desapariciones se mezclan en la película La Sombra del Cazador, un relato apasionante protagonizado por un un reportero de televisión llamado Simon Hunt e interpretado por el siempre atractivo Richard Gere. Acostumbrados a verle en papeles de madurito atractivo, en este film ofrece un registro más activo, poniendo su vida en peligro por grabar las últimas noticias, esquivando balas de la guerra de Bosnia, siguiendo adelante sin mirar atrás aunque su compañero Duck (Terrence Howard) se derrumbe en pleno directo, ascendiendo en su lugar y provocando finalmente su desaparición absoluta.

Pero Croacia tiene un atractivo magnetismo que hace volver a Simon cinco años después con motivo del aniversario del fin de la guerra. Su presencia en el país y su inesperado reencuentro con Duck, harán de este viaje el más intenso de su vida y de la captura del criminal de guerra más buscado del país su único objetivo.

Una de las localizaciones principales de la película es, efectivamente, Croacia, destino turístico de primera magnitud desde que terminara la guerra. Tras el conflicto, Croacia se reconstruyó entera, mejorando sus infraestructuras y revitalizando la imagen de sus tierras, bañadas por las aguas del Mediterráneo. Es un lugar que apuesta fuerte por el turismo europeo que no deberías perderte, uno de los lugares más visitados por alemanes e italianos donde afortunadamente, hace ya tiempo que no quedan reporteros de guerra buscando grabar los segundos más impactantes de lo que allí ocurra.

Aunque algunas de sus más bellas estampas pueden quitarte el aliento, para visitar Croacia no tienes porqué ser reportero ni jugarte la vida, así que viaja a este país, visita sus monumentos declarados Patrimonio de la Humanidad, como el casco antiguo de Dubrovnik, el palacio Diocleciano en Split, su núcleo histórico de Trogir, el Parque Nacional de los lagos de Plitvice y el conjunto episcopal de la Basílica de Eufrasio en el centro histórico de Porec, en Istria.

Si prefieres los paisajes naturales, Croacia cuenta con numerosas calas, playas y acantilados que merecen ser visitados. Sus islas situadas cerca de la costa que se agrupan en archipiélagos atrayendo a turistas en busca de agua cristalina y zonas tranquilas. Si no eres vergonzoso puedes incluso disfrutar de alguna de sus playas nudistas, en donde no estaría de más poder encontrarse con Richard Gere.

Si no quieres perderte el maravilloso paisaje que ofrece esta zona de Europa, tómate unos días de descanso en Croacia, hospedándote en uno de los hoteles de Iberostar Hotels  Resorts tiene en la ciudad de Cavtat.

 

Imagen: Intermedia Productions